Now Reading
Mis Discos: Oddó

Mis Discos: Oddó

Bárbara Carvacho

Electrónica, raíces andinas, pop, romance, reguetón. Tratar de encasillar a Ismael Oddó sería injusto, y hacer el ejercicio de preguntarle cuáles son las placas que definieron su vida y estilo, sólo es la confirmación de lo que podemos apreciar en su música. Una mezcla sin prejuicios que tienen como resultado canciones con influencias de universos sonoros tan distintos entre ellos, que no queda más que hablar simplemente de él como un género único, brillante y bailable.

Oddó, que está a semanas de debutar en Lollapalooza 2016,  se tomó el tiempo de hacer un repaso por su memoria, su estante de discos y su reproductor digital, para contarnos cuáles son esos diez discos que lo llevaron a transitar entre los sintetizadores y los ritmos urbanos sin hacerles asco, y este es el variado resultado:

*N sync – ‘N sync

https://www.youtube.com/watch?v=x1a9woQ51B0

“Este disco me lo regalo mi papá para la navidad del ¿97?, era muy chico. Me acuerdo que escuché el single ‘Tearin’ Up My Heart’ millones de veces en el equipo de mi abuela con el “UltraBass” prendido… Fue un buen comienzo en el mundo del pop.

Sábado – Solar

“Mucho antes de dedicarme a la música, estaba en un paseo familiar y tomé la libreta de Alejandro Gómez -líder de Solar y Alamedas- mientras él se encontraba en un descanso creativo. Recuerdo que leí parte de la letra de ‘Sábado’ -canción que le da nombre al disco que estaba componiendo en ese tiempo- y no me gustó. Pensé: “el sábado permanece, simplemente. ¿Qué es esto?”. Claramente no entendía nada… Luego de unos años el disco se transformó en una pieza clave para entender muchas cosas sobre la música y de cómo se armaban los discos”.

Traveling Without Moving – Jamiroquai

“Este disco me impulsó a tomar la decisión de hacer música. Recuerdo cuando iba caminando por el colegio escuchando ‘Cosmic Girl’ como en primero medio y haber dicho: “quiero dedicarme a esto”. Eso se tradujo en comprarme una guitarra eléctrica, armar un banda y empezar con mis primeros estudios”.

Ramones – Ramones

“Este disco me lo mostró Alejandro Gómez en mis primeras clases de guitarra. Recuerdo que llegué un sábado en la mañana a las clases, él estaba un poco enfiestado y tenía que hacer unos trámites así que me dejó de encargo contar los compases de varias canciones de ese disco mientras él hacía sus cosas. Estuve toda la mañana y tarde en eso, marcando en un cuaderno cada tiempo de los compases”.

Drums and Wires – XTC

“Armonías, melodías, bajos y guitarras”.

Clics Modernos – Charly García

“Fue la banda sonora de mi primera y única gira con los Alamedas al sur. Estoy casi seguro que no escuchamos nada más. De hecho, intentamos hacer una versión de ‘Nos Siguen Pegando Abajo’ que nunca resolvimos. Es un disco increíble”.

Greatest Hits – Robbie Williams

“Recuerdo que mi mamá se encontró este disco tirado en el metro en el año 2004 y llegando a la casa me lo regaló. Lo recibí sin mucha expectativa. Pasaron varios días hasta que lo puse en la radio de mi pieza y quedé impresionado de las canciones. Robbie Williams se ha transformado en un referente importante en mi vida”.

Siempre Es Hoy – Gustavo Cerati

“Mi encuentro con Cerati fue ya de grande y recorrí su historia de atrás para adelante. Empecé a escucharlo con mucha intensidad desde el Ahí Vamos, disco por disco, hasta Soda Stereo. Definitivamente, el Siempre Es Hoy fue gran influencia para la creación del Démonos El Tiempo, tanto en lo musical como en lo letrístico.

WhoMadeWho – Knee Deep

“Este disco es importante porque me mostró el punto medio entre el rock y el electro pop. Con él, también aprendí mucho a tocar de otras formas el bajo”.

Prestige – Daddy Yankee

“El 2014 tuve mi primer acercamiento real al reguetón. Empecé a estudiarlo, disjoquearlo, y finalmente a hacer canciones escapando de la energía electro pop que me tenía cansado. Creo que el Prestige en ese tiempo, y sobre todo Daddy, me enseño el acercamiento del pop en el reguetón, y las distintas posibilidades dentro de su evolución, que es inmensa”.

POTQ Magazine  2005 - 2020