El vigilantePor High Then

Quizás la primera duda a la que uno se enfrenta antes de ver Mirageman es si la película, al tratarse de un súper héroe, va a sortear con calidad los problemas técnicos y de efectos especiales con los que inevitablemente tendrá que verse la cara. Sin embargo Díaz soluciona ese problema de una manera simple e inteligente, enteramente consecuente con las condiciones técnicas y presupuestarias del equipo. En otras palabras, las grandes explosiones o persecuciones en auto son suplantadas por agilísimas secuencias de acción, en las que Zaror, y un nutrido y eficiente número de extras, se trenzan en peleas de artes marciales llenas de verosimilitud y destreza. Todo ese trabajo coreográfico, en mi humilde opinión, no tiene nada que envidiarle a superproducciones del género, y su importancia es aun mayor en cuanto facilita la labor fotográfica de la película, permitiéndole desempeñarse con bastante eficacia. Además el excelente trabajo de sonido no sólo fortaleció las secuencias de pelea de Mirageman, sino que también le permitió solucionar problemas de efectos especiales que quizás materializados no hubiesen tenido el mismo resultado.

(más…)