POTQ Magazine

★ Popular ahora

Artículos

Deconstruyendo canciones con Will Butler de Arcade Fire

Javiera Tapia Publicado el 30 de Marzo de 2015 por

362 artículos
  • Comentarios

Uno de los invitados más solicitados en Austin durante la semana de SXSW fue Will Butler. Además de mostrar su proyecto en solitario, el integrante de Arcade Fire participó de las conferencias que se desarrollaron en la semana de música del festival. La cita invitaba a deconstruir una canción, romperla en capas -literalmente- y conversar acerca de cómo se hizo. El tema escogido fue ‘Anna’, del recientemente lanzado debut en solitario del menor de los Butler, Policy.

‘Anna’ es una canción con influencias fácilmente detectables. Grita James Murphy desde el primer segundo. Butler deseaba realizar un corte oscuro, un tanto cínico. “Pienso en little Anna de West Side Story”, comentaba.

‘I’m So Bored With The USA’ de The Clash es quizás la influencia más directa en la composición de la batería, según contaba el músico. Rápida, corta, más cruda y simple. Y en cuanto al bajo, se hizo con un Korg MS20, también con notas cortas.“Lo compré antes de grabar The Suburbs. Es bastante simple, pero se ve intimidante, por todos esos cables. Me tomó un par de años aprender a entender bien sus sutilezas. En un principio quería que el bajo sonara a algo que podrían haber hecho los Beach Boys, pero quedó muy oscuro y quise dejarlo así”.

Luego, insistía en la esencia oscura de la historia del single. “La música la hice en 15 minutos. Escribí algo semi coherente y quedó. La escena transcurre en Nueva York y coincidentemente, mi hermana trabajaba en una pastelería en ese tiempo”. ¿Por qué el cuchillo?, le preguntan. “No hay nada raro con los cuchillos ¿verdad?”, responde.

Otra de las grandes influencias que se pueden encontrar en la canción es -ninguna sorpresa- ‘Ghost Rider’ de Suicide. El intérprete declaraba que deseaba plasmar aquel imaginario nostálgico del single del ‘77, junto con un aire rockabilly de los cincuenta en la voz. “Quería mostrar el sangramiento del mundo moderno”, gritaba entre risas.

Al preguntarle directamente por otras influencias, no dudó en nombrar a Cindy Lauper, con quien compartió escenario en un festival en New Orleans. “’She Bop’ es extremadamente nostálgica y vanguardista. Cindy Lauper es súper complicada y punk. Ella y Prince pueden hacer lo que quieran y cada vez que aparece algo, se siente como una cachetada”, explica Butler. “Para mí ella es fundacional. Es una mujer influyente, poderosa y de personalidad fuerte”.

Al seguir revisando la canción pista a pista, se pudo descubrir una oculta. Una especie de misterio que cuesta mucho oír y que sólo se escucha con mucha claridad cuando los instrumentos se separan en este ejercicio. “Todo se termina diseccionando”, declara.

Finalmente, se detiene en el saxo. Comenzó a sonar la línea, cambió su semblante y su cara desprendía pura alegría, a pesar de que la vuelta del saxo en las canciones pop en el último tiempo ha recibido varias críticas. “Creo que el saxofón puede ser moderno y cool. Es nostálgico y retro, de los cincuenta, sesenta y setentas. Te transporta de inmediato a otra era”.

Butler quería una canción simple, pegajosa, nostálgica y oscura. Una pieza pop de otro tiempo. ¿Lo logró? Cuéntanos.

blog comments powered by Disqus