POTQ Magazine

★ Popular ahora

Noticias

El viaje de 10 minutos de Maifersoni

Bárbara Carvacho Publicado el 23 de Mayo de 2018 por

1216 artículos
  • Comentarios

La agrupación va por el tercer disco, y en esta pasada nos deleitan con un clima mucho más sobrio y tenso que, aseguran, se repetirá en el resto de la entrega

La espera valió totalmente la pena y estamos felices porque Enrique Elgueta se tomó todo el tiempo del mundo para presentar lo que trae entre manos. Hace unos días, bajo Quemasucabeza, Maifersoni liberó el primer single adelanto de lo que será su próximo álbum que nace de un proceso distinto al trabajo anterior del proyecto.

En esta pasada, el carácter unipersonal de los álbumes previos queda atrás y da espacio a la inclusión del resto de los integrantes y de los momentos colectivos que se pueden vivir dentro de una banda. Pipa Ugarte (de Playa Gótica y Pirómanos del Ritmo), Juan Pablo Órdenes (Columpios al Suelo, Julio Pablo) y Daniel Ramos, terminan de conformar la agrupación que brilla en esta pasada llena de un ambiente que nos empapa y del que no queremos salir.

“Príncipes se gestó en un momento de distensión durante las últimas horas de grabaciones, cuando el resto del álbum ya estaba grabado. Abordarlo como un primer single me pareció adecuado porque es una buena carta de presentación”, dice Enrique, quien asegura que el uso de improvisaciones y giros hace climas sobrios y tensos en el plano melódico van a estar a la orden de la escucha.

Eso esperamos, porque los diez minutos del estreno nos deja con ganas de otros diez. La evolución, tanto de la narrativa como del aporte de cada uno de los instrumentistas, es evidente, y es una sorprendente dirección que se abala en Telar Deslizante y Maiferland (Acto de Amor), sin caer en la obviedad de lo que podíamos esperar del proyecto. Nos gusta este zombie que se arrastra por vertientes que exige que salgan de su camino y cierren con pestillo. Cero futuro fallido, el destino de Maifersoni ya llegó y nos morimos por conocerlo en totalidad.

*Foto por Carlos Molina

blog comments powered by Disqus